Cómo hacer un Plan de Negocio para un Restaurante

Si estas pensando en abrir o montar un restaurante, bar o local de tapas lo primero que debes hacer es valorar la viabilidad del negocio. Para ello, es indispensable disponer de un Plan de Negocio para un Restaurante que te permita plasmar todas tus ideas en torno a tu nuevo proyecto empresarial.

Elaborar un plan de negocio te ayudará no fracasar nada más empezar.

Anteriormente, os explicamos en términos generales cómo elaborar un plan de negocio para un nuevo proyecto empresarial. Sin embargo, nos dimos cuenta de que existían algunas consultas en términos de viabilidad de negocio por parte de las personas interesadas en emprender en el sector de la hostelería y la restauración.

Por esa razón, desde La Central del Negocio hemos decidido elaborar una breve guía y explicaros a través de este artículo cómo hacer un Plan de Negocio para un Restaurante.

Elaborar un Plan de Negocio para un Restaurante

Nuestro Plan de Negocio para un Restaurante se compone de 8 apartados principales:

APARTADOS DEL PLAN DE NEGOCIO PARA UN RESTAURANTE
  1. Resumen ejecutivo
  2. Presentación del proyecto de restaurante o bar
  3. Estudio de mercado
  4. Estrategia comercial y de marketing
  5. Producción y Recursos Humanos
  6. Análisis económico y financiero
  7. Normativa y requisitos legales
  8. Análisis DAFO

1. Resumen ejecutivo

En una extensión de entre 1 y 3 páginas debemos resumir la idea de nuestro restaurante o bar.

Para ello, te recomendamos comenzar la redacción indicando: nombre del restaurante o bar, tipo de actividad empresarial –en este caso restaurante, bar o local de tapas- clasificación del restaurante según su gastronomía, estatus o variedad de servicios y, por último, su punto de diferenciación.

Un ejemplo podría ser:

“Can Joan es un restaurante familiar de comida catalana tradicional que pretende diferenciarse del resto de restaurantes del municipio de Sant Joan Despí a través de su oferta gastronómica y sus económicos precios…”

A partir de aquí, resumiremos cada uno de los puntos que componen el plan de negocio para un restaurante destacando los aspectos más importantes de cada apartado. Para decidir qué debes destacar en cada caso, te recomendamos ponerte en el lugar de un inversionista o posible socio.

Asimismo, como ya te habrás planteado, a pesar de ser el primer apartado que aparece en cualquier plan de negocios, siempre es el último en redactarse puesto que consiste en un resumen atractivo del mismo.

2. Presentación del proyecto de restaurante o bar

En este punto, deberás explicar en profundidad tu proyecto de restaurante o bar.

Así pues, deberás indicar el origen de la idea, los principios del negocio y la evolución del proyecto. Destacando siempre, la propuesta de valor con la que pretendes diferenciarte del resto de bares o restaurantes que ofrecen lo mismo.

En este punto, recomendamos presentar al equipo impulsor del proyecto para destacar el talento y la experiencia que reside detrás de cada uno de ellos. Como debes saber, las personas dispuestas a abrir un restaurante o bar deben conocer muy bien el sector de la hostelería y la restauración si no quieren verse obligados a cerrar su negocio en menos de un mes.

3. Estudio de mercado

Como es lógico, no podemos impulsar un proyecto de restaurante o bar sin antes realizar un estudio de mercado.

Este análisis, nos ayudará a conocer la situación del sector de la hostelería y la restauración del municipio en el que queremos llevar a cabo nuestra actividad empresarial. Así como también, analizar a nuestra competencia y a la posible clientela que nos interesa para nuestro negocio.

  1. Ubicación: Debes conocer perfectamente qué zonas del municipio son más concurridas para situar tu restaurante o bar. No es lo mismo situar tu establecimiento en un lugar cercano a un centro comercial que en la periferia de la ciudad. Sin embargo, ambas opciones son correctas en función de tu idea de negocio. Por ejemplo, en el caso de un restaurante de comida rápida te interesará una zona más comercial. En cambio, la periferia no es una decisión desacertada si se trata de un local de tapas o un restaurante familiar. Deberás valorarlo.
  2. Competencia: Una vez que has decidido dónde ubicaras tu restaurante o bar. Es muy importante estudiar, sobre todo, a tu competencia más cercana. Tanto competencia directa como indirecta. No importa si el restaurante o bar de tu lado ofrece una oferta gastronómica totalmente opuesta a la tuya. Deberás conocer bien su estrategia y política de precios para que la clientela sin grandes preferencias no elija consumir en ese establecimiento y no en el tuyo.
  3. Clientes: Del mismo modo que estudias a tu competencia, es importante analizar la clientela que frecuenta estos establecimientos. Probablemente tengas una idea clara de tu clientela ideal. No obstante, deberás adaptarte al perfil de clientes que acostumbra a moverse por la ubicación de tu restaurante o bar. Por tanto, deberás conocer en la medida de lo posible su nivel socioeconómico.

4. Estrategia comercial y de marketing

Una vez que tienes clara tu idea de negocio, tu competencia y tu perfil de clientela. Debes establecer cómo captaras a estos últimos a través de una estrategia comercial y de marketing.

Por un lado, deberás establecer una política de precios para decidir cómo queremos posicionar nuestros productos.

Por otro, es recomendable estudiar qué hace tu competencia para mejorar sus propuestas de marketing. Algunas ideas son:

  1. Hacer difusión a través de las redes sociales con imágenes del establecimiento y la comida que se ofrece en tu bar o restaurante.
  2. Posicionarnos en directorios como TripAdvisor para darnos a conocer e invitar a nuestros clientes a escribir su experiencia en nuestro local.
  3. Situar una pizarra en el exterior del local con la oferta gastronómica del día y su precio (si es que éste es muy competitivo).
  4. Realizar ofertas gastronómicas atractivas para captar nuevos clientes. Por ejemplo, las famosas ofertas de cerveza + tapa.

5. Producción y recursos humanos

Llegados a este punto, deberemos definir cuánto personal necesitamos para poner en marcha nuestro restaurante o bar y qué requisitos profesionales deben cumplir.

Así como también, establecer las políticas laborales en cuánto a rotación de turnos, vacaciones y salarios. De modo que, estudia bien cuántos cocineros, camareros, responsables y/o managers, personal de limpieza necesitas para que funcione tu negocio.

6. Análisis económico y financiero

Para entrometernos en temas económicos y financieros, deberemos valorar la posibilidad de contratar a expertos en contabilidad y finanzas para que nos ayuden a gestionar nuestro dinero.

Por un lado, deberemos definir qué inversión inicial necesitamos para poner en marcha nuestro negocio.

Para ello, deberemos tener en cuenta los gastos del establecimiento y del inmovilizado material como maquinaria (fogones, horno, nevera, congelador, máquina de café…), utillaje y herramienta (vajilla, cubertería, mantelería…), mobiliario (mesas, sillas, taburetes, estanterías…) y otras instalaciones (eléctricas, climatización, anti-incendios, fachadas…).

Así como también el inmovilizado intangible compuesto por aplicaciones informáticas (monitor de pedidos y cobros), propiedad intelectual (registro del nombre comercial) y depósitos y fianzas.

Además, deberemos establecer cuánto dinero necesitamos para la gestión diaria. Para ello, deberemos tener en cuenta los gastos en existencias (stock), la provisión de fondos disponible para hacer frente a los gastos del día a día.

Por otro lado, deberemos encontrar las fuentes de financiación para obtener todo el dinero que hemos estimado en la inversión inicial (bancos, socios, subvenciones…)

7. Normativa y requisitos legales

Para abrir un restaurante o bar es obligatorio realizar una serie de trámites administrativos y jurídicos, por lo que es recomendable contratar a asesores expertos en materia jurídica y de licencias y permisos.

Debes tener en cuenta que deberás definir bajo qué forma jurídica llevaras tu restaurante o bar (sociedad limitada, autónomo…), detallar los socios y participaciones, solicitar una licencia de apertura… Entre otra serie de trámites legales.

8. Análisis DAFO

Para acabar de completar nuestro plan de negocio para un restaurante, una vez que tenemos toda la información recopilada, debemos combinar el estudio de mercado con el conocido como análisis DAFO donde exponemos las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades de nuestro restaurante o bar.

De esta manera, en un simple cuadro destacaremos qué puede hacer fracasar nuestro negocio y qué podemos aprovechar para que esto no pase.

¡Quiero abrir un restaurante o bar y necesito ayuda!

En La Central del Negocio disponemos de una gran oferta de restaurantes y bares en traspaso o venta que están esperando que los adquieras para poner en marcha tu plan de negocio para un restaurante.

Además, te acompañamos durante todo el proceso para asesorarte en términos legales, judiciales y fiscales que permitan poner tu negocio en marcha lo antes posible. Disponemos además de un servicio de licencias y permisos en el que te ayudamos a tramitar todas las solicitudes necesarias para abrir tu restaurante o bar.

Así pues, si estás interesado en montar tu propio restaurante o bar, rellena nuestro formulario y ponte en contacto con el equipo de profesionales de La Central del Negocio.

Daniel Moreno Haro

CEO La Central del Negocio

CEO Asesoría Edac

Related Post

thumbnail
hover

Cómo conseguir financiación para tu proyecto...

Si no dispones de avales, ni garantías y por supuesto tu capacidad financiera es escasa, deberás tener especial cuidado con tus proyectos ...

thumbnail
hover

Hablamos de inversión en negocios para...

Con motivo de la próxima edición del Barcelona Meeting Point, que abrirá sus puertas este próximo miércoles 18 hasta el día 22, el per...

thumbnail
hover

Comunicado conjunto Asesoría y LCDN urgente...

Estimado cliente/colaborador/lector, Debido a la gran cantidad de consultas recibidas estos días a cerca de la posibilidad de que Catalunya...

Deje su comentario